sábado, 5 de abril de 2014

Día 12. Galletas fitness

Antes que nada, quería daros las gracias como siempre por vuestros comentarios. Me alegra mucho que os gustaran las fotos de la entrada anterior. Como me lo preguntasteis, os diré que mis ojos son azules. Un azul.. yo diría que color mar. Me alegra haber servido de inspiración a Vicky. Y en realidad os puedo decir a tod@s que, a pesar de que mi cambio global haya sucedido en varios años, realmente en 2009-2010 no tenía el chip en mi cabeza de "alimentación sana". Creo recordar que fue más o menos a partir de 2011 ó 2012 cuando decidí empezar a tomar medidas por mi cuenta. Y fue ahí dónde más se notó el cambio. Y para conseguirlo no me ponía a contar calorías, ni a llevarme las manos a la cabeza cada vez que comía un poco de más. Toda la tontería esa la llevo sufriendo desde el año pasado sólo. Se puede adelgazar comiendo chocolate de vez en cuando, y saliendo de cena con amigas alguna noche que otra. Y claro que tuve momentos de pasarme con los dulces, pero en el día a día, yo iba con el chip de la vida sana encendido. Y por eso os quiero recordar, y a mí misma la primera, que aunque hayan días malos, días de regla, días de ansiedad, y todos los días que se nos pueden cruzar en nuestra larguísima vida, ahora todos tenemos el chip correcto encendido. Y aunque alguna vez podamos hacer algo mal, la mayoría del tiempo, lo creamos o no, estamos haciendo las cosas bien. Y eso es lo que se verá reflejado en nuestra salud.

Ayer os dije que igual me animaba a hacer algún bizcocho light, pero como no tengo batidora, al final he optado por hacer unas galletas con una receta inventada sobre la marcha.


He de confesaros que necesita algún toque para mejorarlas un poco, pero tampoco han estado mal. El chocolate les da un puntito. Los ingredientes han sido más o menos:
  • 5 cucharadas soperas de harina de maíz (no quedaba harina de avena en el súper)
  • 5 claras de huevo
  • edulcorante al gusto (recomiendo echar mucho mucho)
  • 1 ó 2 cucharadas de copos de avena
  • 2 cucharadas de cacao en polvo
  • Un chorrito de leche
Lo único que hay que hacer es precalentar el horno a 180 ºC mientras vamos batiendo todos los ingredientes en un bol. Las cantidades no tienen que ser exactamente estas. En un principio pensaba poner unas completamente distintas, pero según iba viendo que quedaba demasiado seco o demasiado líquido, iba añadiendo unos alimentos u otros. La textura final tiene que ser algo más espesa que la de un bizcocho pero sin pasarse.

Cogemos la bandeja del horno y le ponemos papel de horno encima. Con una cuchara vamos esparciendo pequeños montoncitos de la masa por toda la bandeja y colocamos algunas pepitas de chocolate puro por encima. Metemos la bandeja al horno unos 10-15 minutos y dejamos enfriar.

¿El sabor...? Pues... ya sabéis... sabor a galleta sin azúcar y con mucha fibra improvisada. El lunes cuando venga mi novio le pediré que me traiga su batidora y así podré añadir a la mezcla media manzana (que siempre dará algo más de gusto), o un plátano. También podéis añadir canela si os gusta, ralladura de coco, vainilla, pasas. Las posibilidades son infinitas. Yo, como siempre, os dejo la base, y ya... que vuestra imaginación os lleve al resultado final.




12 comentarios:

  1. Mirii q ricas q se ven esas galletitas! Me anotoa receta a ver si algun dia tomo valor y las hago. Besote!

    ResponderEliminar
  2. Jaja buen receta aunque ya la conocía. Todo muy healthy life y muy fitness. Los ingredientes tipicos, vaya
    un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algún día conseguiré poner alguna que no conozcas jajaja aunque sí, son los típicos ingredientes fitness... Voy a experimentar para ver si consigo hacerlas nás sabrosas. Un beso guapa :)

      Eliminar
    2. Añade algo de fruta, como plátano, fresas, manzana, coco, almendra, pasas...no sé, cosas así

      Eliminar
  3. se ven geniales :D
    yo siempre que agrego un plátano a las recetas simplemente lo muelo con un tenedor y ya .. según queda bien :3
    además de un procesador de alimentos no tengo nada :C
    así que todo lo hago a manito y los bizcochos o quequitos suben igual ... con practica pues al principio eran una tabla xdd
    cariños y buen domingo :D

    ResponderEliminar
  4. Esto tiene una pinta sensacional. Yo la verdad que he cocinado galletas, pero lo único malo, es que me quedan deformes jajaja. Pero probaré tu receta, se ve delicioso!
    Un abrazo de oso
    Javi.

    ResponderEliminar
  5. Es que yo los tengo verdes, y según como esté el día (nublado, sol semi claro) pues se me ponen algo grises. Yo cuando me puse a tope para bajar los 12 kilos no contaba calorías, simplemente comía sano y alguna vez me daba capricho. De todas vaces que me pesaba, siempre veía que adelgazaba. La rallada de contar calorías vino después para mantenerme en los 43 (que me eché así durante un año y medio, exceptuando a partir de enero de este año que me puse en 44 y dios fue horroroso para mi, es como que pienso que voy a recuperar todo) . Es todo por comerme la cabeza, siempre fui así, le doy mil vueltas a las cosas. Hoy me comí una galleta de esas y buf me encantan, menos mal que había caminado y controlado el resto del día. Un beso guapa!!

    ResponderEliminar
  6. Madre mia MIriam!!! Estás guapisima!!! Aunque eres muy guapa tambien en el 2009, pero estas muy bien, tienes una carita muy mona! Enhorabuena por el esfuerzo, lo lograste... me han encantado las fotos, así te conozco un poquito más!!! Que envidia!!!

    ResponderEliminar
  7. Hola guapa! Esas galletas tienen buena pinta, lástima que se me dé tan rematadamente mal cocinar.. Podríamos decir que en la cocina soy como un pulpo en un garaje jaja, la última vez casi quemo todo. En fin.. Me encanta leerte; transmites mucha energía. Y eres preciosa!! :)

    ResponderEliminar
  8. Estaban bien buenas... sabes de sobra quién soy, y cómo sé que te encanta recibir comentarios y buenos deseos ahí va el mío:

    No he estado siguiendo diariamente el blog, pero soy consciente de tus recaídas y sobretodo, de tus PROGRESOS. Porque no tiras la toalla, y realmente nunca la has tirado, ya que siempre has tenido en mente el cambiar.

    Y déjame decirte que realmente lo estás consiguiendo, y que los fallos son sólo una parte del proceso. Estoy muy orgullosa de tí, y no me cabe la menor duda, de que celebraremos el día 100 de tu proyecto con un súper bizcocho fitness.

    Aquí estamos y estoy para ayudarte. Un saludo cocinitas :)

    ResponderEliminar
  9. Si hubieae opción de me gusta, le daría 1000 veces al último anónimo, yo también espero celebrar el día 100 cuando vuelvas. Un beso muy fuerte muñequita.

    PD: Esta noche no tengo nada nuevo que leer, quiero más progreso!!

    ResponderEliminar
  10. Te he escrito un comentario en la entrada de Metamorfosis, a poder ser contestame por (Facebook) porque por aqui no sé si me enteraré...
    un saludo

    ResponderEliminar